viernes, 16 de mayo de 2014

José Cueva de Unidos por Intag en ECUAVISA 16 mayo 2014

"Vivimos en un estado de sitio. No es solo el hecho de entrar en una forma desproporcionada a un lugar en donde habitan 80 personas, sino que todo la zona de Intag, en este momento está con controles policiales en cada uno de los cruces de los caminos, no podemos transitar libremente por nuestra zona, piden identificación, incluso no está permitiendo el desarrollo de actividades económicas, los turistas que llegaron ayer fueron regresados, una comisión de derechos humanos también fue impedida de pasar. Vivimos un estado de sitio en nuestro propio territorio."


Contacto Directo 16/mayo/2014 por ecuavisa

miércoles, 14 de mayo de 2014

Rafael Correa fue duramente interpelado en la Universidad de Santiago de Chie

 La verdadera integración latinoamericana

 
“Por los derechos de la naturaleza… protejamos Intag y el Yasuni”

Con lienzos y volantes fue interceptado lo que pretendía ser un solemne homenaje al presidente Ecuatoriano en la Universidad de Santiago donde se le otorgó el grado de Doctor Honoris Causa, las y los manifestantes aludieron a la represión que hoy experimentan las comunidades de Intag, de San Marcos y del Yasuní, víctimas del accionar de empresas como Codelco y Enap en su territorio.
​​
Representantes del Observatorio Latinoamericano de Conflictos Ambientales OLCA, de la Federación de Estudiantes de la Universidad de Santiago y del Observatorio de Conflictos Mineros de América Latina, OCMAL, denunciaron las políticas pro extractivistas que está sosteniendo el gobierno ecuatoriano, contra los procesos democráticos y de autodeterminación que han impulsado los territorios para defender sus formas de vida y sus ecosistemas.

Las comunidades y organizaciones reprimidas por el gobierno de Correa en Ecuador, informaron del grado de militarización que vive hoy en el territorio de INTAG para permitir que la estatal chilena CODELCO ingrese y haga los estudios necesarios para transformar el cantón ecológico Cotacachi en una localidad minera, arrasando con la cosmovisión y las formas de vida local. Del mismo modo, ayer, la empresa china Ecuacorrientes ha penetrado en la localidad de San Marcos derrumbando la escuela y la parroquia para instalar un tranque de relaves en un territorio antes intocable por ser zona de frontera, pero que gracias a los buenos oficios de Chile y a la voluntad entreguista de los gobiernos del continente, fue liberado a la actividad minera mediante un tratado minero binacional entre Perú y Ecuador, en la misma línea del que fuera suscrito pioneramente entre Chile y Argentina en 1997.



La voluntad política del gobierno ecuatoriano de entregar prebendas sociales a costa de la depredación de los bienes comunes que constitucionalmente se comprometió a defender, se expresa también en la licitación, a fines del año pasado, de tres bloques petroleros en el Parque Nacional Yasuní, reserva ecológica en la que habitan pueblos indígenas no contactados y que la sociedad civil ecuatoriana había determinado proteger, mediante una revolucionaria propuesta que represaría el petróleo del subsuelo a cambio del 50% de lo que el Estado hubiese recibido por explotarlo. Esta iniciativa era revolucionaria pues suponía comprender que la vida no tiene precio, que la responsabilidad de disminuir la emanación de gases de efecto invernadero era colectiva y que la creatividad mundial debía invertirse en buscar alternativas que nos permitan transitar hacia otras formas de relación con la naturaleza. Sin embargo, dando muestras de soberbia ideológica imperdonable, Correa desconoció este acuerdo, y hoy incurre en una serie de arbitrariedades para invalidar y bloquear un legítimo y masivo proceso de consulta.

Si bien hubo intentos de invisibilizar la acción por parte de la seguridad de Correa, autoridades intermedias de la Universidad hicieron valer el derecho a  la libre expresión y apelaron a la falta de jurisdicción de las fuerzas represivas ecuatorianas para actuar en Chile.


Fuerza Intag, fuerza Yasuní, fuerza a las comunidades que defienden el agua y la vida contra la cultura de muerte que empresas como Codelco y Enap,  en complicidad con el Gobierno de Correa, están sembrando impunemente en los territorios. 

Se adjunta volante entregado en la manifestación.




Comunicaciones OLCA
Observatorio Latinoamericano de Conflictos Ambientales
Alonso Ovalle 1618 A, Santiago, Chile.


jueves, 10 de abril de 2014

Detienen ilegalmente a dirigentes de Intag

A las 20h00 del día de hoy jueves 10 de abril, fueron detenidos los Srs. Polibio Pérez y Javier Ramírez, dirigentes de las comunidades de Intag. Venía de regreso a Intag luego deuna reunión convocada por el Minstro de Interior Dr. José Serrano. HAsta las 21h00 en que Javier Ramírez fue trasladado a la policía judicial, no existe ninguna órden de captura legal.

Es esto una trampa montada por el minstro Serano? nos negamos a creerlo, pues él mismo fuera abogado de Polibio Pérez hace algunos años. Sin embargo a desesperación del gobierno nacional por la imposibilidad de arrancar el proyecto minero Llurimagua en Intag, puede provocar cualquier acción desesperada.

Exigimos la liberación de los compañeros de manera inmediata y que paren con la persecución.

Fuera ENAMI fuera CODELCO de Intag!!!!

miércoles, 25 de diciembre de 2013

INDIGNACIÓN ante la mentira oficial

video
Video que explica claramente la persecución que el gobierno está montando contra Carlos Zorrilla, ambientalista de Intag, y que sería solo el inicio de un plan perverso para desarrollar la minería en un lugar donde evidentemente la resistencia social no lo permite. Ver y reenviar, es probable que el aparato de propaganda del gobierno lo censure de youtube, así que aquí está un enlace permanente. 

viernes, 4 de octubre de 2013

INTAG responde a las acusaciones vertidas por el Presidente


En rueda de prensa realizada en la mañana del miércoles 2 de octubre en el Centro Martín Pescador, en la ciudad de Quito, varios representantes llegados de diversas comunidades de Intag –dirigentes sociales, comuneros, voceras de organizaciones de mujeres y miembros de micro emprendimientos comunitarios- hicieron público sus posicionamientos críticos respecto a la intención gubernamental de proceder con la minería a gran escala en esta localidad.
 

Según Pérez, el presidente Correa denunció, el pasado sábado, la presencia de cuatro extranjeros como activistas antimineros en el Intag para desacreditar la lucha de los moradores contra este proyecto extractivista. “Estos ciudadanos extranjeros que fueron señalados por el Presidente de la República como activistas contra la minería, no son más que observadores internacionales de Derechos Humanos que están coordinados con organizaciones tan serías como la Comisión Ecuménica de Derechos Humanos del Ecuador”. Pérez recordó como el Intag ya sufrió la presencia de grupos paramilitares contratados por transnacionales mineras, justificando la necesidad de estos observadores con el fin de que dichos sucesos nunca más se repitan.

Representantes sociales llegados de diversas comunidades el Intag, denunciaron también durante el acto que el Gobierno no dice toda la verdad, que la ENAMI tiene un acuerdo con CODELCO para la explotación del proyecto minero Pacto-Junín, y que ellos no son oposición ni al desarrollo ni a ningún partido político, que su lucha está basada sobre la defensa de su territorio y que la intervención de transnacionales mineras en el Intag debería ser considerado como una involución social y ambiental, en lugar de una herramienta para el desarrollo.

En ese sentido se manifestó también Silvia Ruíz (presidenta de la Comunidad del Rosal), quien indicó que los proyectos económicos emprendidos desde las
comunidades son la base para el desarrollo de la región y no la minería. “La mayoría de los habitantes de Intag rechazamos la actividad minera”, señaló la líder comunitaria.

Según Javier Ramírez, presidente de la Comunidad de Junín –compuesta por unas 45 familias-, “esta lucha comenzó en 1995 y lamentablemente seguirá en el tiempo dado los intereses mineros en la zona”. Ramírez denunció a su vez, como la actividad minera había causado contaminación en ríos y quebradas, no habiendo hecho nada cada uno de los gobiernos de turno por descontaminar la zona.

Moradores como Silvia Pillaco, manifestaban su indignación por la pretensiones extractivistas del actual gobierno, al que según indican, apoyaron electoralmente en distintos momentos. Pillaco hacía memoria de pasadas campañas electorales: “ahora se olvidan de mi sector, cuando nos visitaron para pedirnos nuestro apoyo, nos decían que esta tierra era un paraíso y que somos el pulmón de la zona”.

Si los procesos de consulta no se realizan adecuadamente se está incumpliendo la Constitución, era el mensaje que transmitió Jorge Guayamira, comunero de Cerro Pelado. De igual manera piensa José Cordón, de la Comuna San José de Magdalena, quien añadía que en su comunidad tienen varias empresas de megaproyectos operando, “somos conscientes del impacto de sus actividades, así como de los incumplimientos sobre las cosas que a priori nos prometen”.

Las alternativas económicas para el Intag pasan por el desarrollo de sus iniciativas comunitarias, es el pensamiento generalizado de los voceros que llegaron a Quito. “Se está poniendo en marcha las iniciativas indicadas en el Plan de Desarrollo y Ordenamiento Territorial que se realizó para la zona, son iniciativas económicas no extractivistas”, manifestaba en este sentido Irma Torosina, presidenta de la Asamblea Unidad de Cotacachi.

“En Intag llevamos desde la década de los noventa en resistencia luchando por la vida y 


 Entre 1992 y 1997 se elaboró el proyecto minero en el Intag, desde entonces las comunidades de la zona han venido manteniendo una “lucha legítima” por mantener el territorio fuera del impacto que genera la megaminería, indicaban diversos vecinos de las seis comunidades implicadas durante el transcurso de la rueda de prensa

lunes, 16 de septiembre de 2013

ENAMI y CODELCO escoltados por contingente policial intentan ingresar por la fuerza a Intag

CEDHU

CEDHU difunde:


¡¡¡Alerta Urgente!!!


ENAMI y contingente policial intentan ingresar por la fuerza a Intag



Vehículos de la ENAMI (Empresa Nacional Minera) y patrulleros policiales  intentan ingresar por la fuerza a realizar estudios de impacto ambiental en las zonas inteñas de Junín y Barcelona, en el cantón Cotacachi, provincia de Imbabura.

Esta información ha sido enviada por pobladores de la zona, quienes han resistido por más de 15 años a la intervención minera a gran escala.

Para mayor información comunicarse con Polibio Pérez 0981610348; Marcia Ramírez 0986977548; Silvia Quilumbango 063016231; Decoin  decointag@gmail.com







domingo, 11 de agosto de 2013

ENAMI EP y CODELCO no logran apoyo en Intag

Las comunidades de la zona de Intag se manifiestan en rechazo a la manipulación y tergiversación de la información que hacen ENAMI EP y CODELCO a través de su campaña publicitaria. 

Al contrario de lo que maliciosamente se induce a pensar en los videos de ENAMI EP y CODELCO (ver videos aquí y aquí ), en el siguiente video preparado por la Cordinadora Zonal vemos como las comunidades del área de influencia del proyecto Llurimagua, legítimamente representadas por sus presidentes, públicamente exigen a estas empresas que paren su campaña de desinformación y rectifiquen.


También mediante un comunicado público se expresa la inconformidad con el proceso de socialización y el proyecto minero Llurimagua:




La posición de las comunidades de Intag frente a la minería es públicamente conocida. Tratar de ocultarlo mediante trucos publicitarios simplemente eleva la indignación y crece el rechazo hacia la empresa estatal.

Evidentemente por su modo de proceder similar a las multinacionales mineras, ENAMI EP y CODELCO no van a rectificar y por el contrario podemos esperar un incremento en la campaña de desinformación.

Con mucha seguridad, los siguientes pasos de la ENAMI EP - CODELCO y el Estado ecuatoriano seran:

- La gestión de una empresa pública que reparta ingentes recursos económicos en las comunidades, cooptando dirigentes, manipulando los sueños de la población, creando un falso espejismo de promesas y obras condicionadas a la aceptación del proyecto minero.

- El financiamiento de las campañas electorales de los candidatos de gobierno a las juntas parroquiales y el municipio de Cotacachi.

- La criminalización de los dirigentes de las comunidades y de las organizaciones mediante actos de provocación en los cuales seguramente intervendrá la policía y el ejército, cada vez más visibles en la zona de Intag.

- El incremento de la campaña publicitaria, la publicación de encuestas realizadas por sus propias empresas publicitarias.

- La intervención directa del presidente Correa llamando a la confrontación de las comunidades

- Utilizando el decreto No. 16, la proscripción de las organizaciones sociales de Intag y Cotacachi que apoyan el proceso de resistencia de las comunidades contra la minería

Esperamos equivocarnos, pero si estas predicciones se hacen realidad, lo más probable será un incremento de la confrontación social y un lamentable escenario de despojo y violación de los derechos humanos.

Llamamos a la cordura al gobierno, a las personas que aún estando en el gobierno, conocen y creen en el modelo distinto de desarrollo, no violento con las comuniades rurales y la naturaleza que la zona de Intag ha construído y merece ser potenciado.